Entrada destacada

Libre

jueves, 9 de diciembre de 2010

Marea

Sube la mar
en la playa vacía.
Gris soledad.

8 comentarios:

ADELFA MARTIN dijo...

¡Comprobado!, puede destilarse profunda tristeza en un poema de tres versos...Genial amigo,

abrazos

María Socorro Luis dijo...

Bellísimo.
El haiku: belleza concentrada...

Ta muxu

Meri Pas Blanquer dijo...

Puedo ver claramente esa playa tristemente vacía entre oscuros presagios.

Soledad pura.

justin dijo...

mira por donde,
en la arena mojada
leí mi nombre.

ABRAZOS.

Rafael dijo...

¡Gracias Adelfa! Abrazos.

Rafael dijo...

Hola Soco, sí, seguramente esa es la dificultad del haiku, crear belleza a partir de la más extrema simplicidad. Aparentemente tan fácil, en realidad tan difícil.
Besos.

Rafael dijo...

Meri Pas, me ha estremecido que hayas empleado la palabra "presagios". Es la palabra que no estaba escrita y que, sin embargo, todo lo explicaba para mi.

Rafael dijo...

Hola Justi,

un "casi" haiku en respuesta a un "casi" haiku. Ambos cometemos la misma falta: rimar el haiku, ya lo advertías en aquel post tuyo sobre el haiku, el haiku no se debe rimar, pero tú lo hacías conscientemente y yo te he seguido. Con razón ves tu nombre en la arena, si no fuera por ti nunca me hubiera acercado al haiku. Gracias y un abrazo.